Hymenoscyphus fructigenus

Hymenoscyphus fructigenus (Bull. ex Mérat) S.F. Gray

Descripción: carpóforo muy pequeño, sombrero de 1 a 5 mm de diámetro, en forma de copa o disco, aplanado en la madurez; margen fino, regular y algo ondulado, superficie himenial superior o interna, lisa, mate, de color blanquecino a blanco amarillento. Cara interna de igual color.

Pie: de largo variable dependiendo de la profundidad en la que se encuentre enterrado el fruto sobre el que se desarrolla, cilíndrico, sinuoso, de color blanquecino.

Carne: insignificante.

Localización: nace en otoño-invierno, es bastante frecuente, fructifica en lugares frescos y ricos en hojarasca,  sobre cúpulas, bellotas y castañas caídas en estado de descomposición.

Comestibilidad: sin ningún interés culinario.

  

Observaciones: Hymenoscyphus fructigenuses una especie muy pequeña pero fácil de identificar por su color blanquecino y típico hábitat.

Acompaña a las especies del género Quercus (encinares, melojares, robledales y quejigales) y debido a la abundancia de bellotas en nuestros suelos, es un hongo bastante frecuente en Extremadura.

Las fotografías fueron tomadas con ejemplares creciendo sobre bellotas de encina.