Amanita muscaria var. inzangae

Amanita muscaria var. inzangae Neville & Poumarat.

 

Image 

Descripción: sombrero  de  6 a 12 cm de diámetro, al principio globoso, después semiesférico y al final extendido aplanado; margen incurvado, flocoso, ligeramente estriado y anaranjado. Cutícula de color rojo vivo o rojo anaranjado más pronunciado en el borde y densamente cubierta de copos o gruesas verrugas algodonosas con forma piramidal o en placas aplastadas de un bonito color amarillo al principio, después se decoloran y aparecen blancas, y más tarde ennegrecen y se vuelven grises.

 

Láminas: numerosas, apretadas, libres, anchas y  blancas, igual que en la especie tipo.

 

Pie: alto, cilíndrico, ensanchado en la base y formando un bulbo grande rodeado de escamas algodonosas de color amarillo.  Anillo amplio, membranoso, de color blanco con el borde dentado por los restos flocosos del velo. Volva formada por varios anillos dentados y superpuestos de color amarillo en los ejemplares jóvenes.

Carne  blanca, de sabor y olor inapreciables.

Localización: abundante, en otoño-invierno, crece   formando  pequeños grupos en suelos ácidos con jara pringosa (Cistus ladanifer).

Comestibilidad: con las mismas características tóxicas y alucinógenas que la especie tipo.

  

Observaciones: Amanita muscaria var. inzangae es una seta bien caracterizada en su variedad. Ha sido mal interpretada por algunos autores y confundida con A. muscaria var. formosa Persoon ex FriesPuede ser muy frecuente y abundante en los grandes jarales de Extremadura con suelo ácido.

Las fotos que ilustran este texto se hicieron sobre ejemplares que crecían en un enorme jaral en Jaraíz de la Vera (Cáceres), donde es muy abundante.