Amanita verna

Amanita verna (Bull.: Fr.) Lamarck

Oronja blanca mortal de primavera

 

Descripción:  sombrero de 4 a 8 cm de diámetro, al principio hemisférico o globoso, después convexo, pero pronto se extiende y aparece plano-convexo; margen regular, incurvado, liso sin estrías. Cutícula lisa, fina, untosa o algo viscosa en tiempo húmedo, seca, satinada y de color blanco puro de joven, al madurar puede tomar un color blanco-crema sobre todo en lo alto del disco.

Láminas: ventrudas, muy apretadas, blancas y delicadas.

Pie: alto, firme, cilíndrico, un poco atenuado en lo alto, de superficie sedosa bajo el anillo, encima es algo estriado. Anillo alto, membranoso, frágil, blanco, a veces con la parte superior estriada. Base algo más gruesa, enfundada en una volva blanca con forma de saco, membranosa y frágil que normalmente aparece muy enterrada y puede deshacerse o desaparecer al desenterrar la seta.

Carne: delgada, frágil, de color blanco, con sabor y olor poco pronunciados.

Localización: nace exclusivamente en primavera, crece solitaria o formando grupos principalmente en dehesas y pinares mixtos arenosos.

Comestibilidadvenenosa mortal, contiene varios tóxicos, entre los que cabe destacar las amanitinas y faloidinas responsables de la destrucción de las células. 

Observaciones: Amanita verna es una especie mediterránea que como su nombre indica sólo nace en primavera, es una seta aparentemente frágil e inofensiva y toda ella de color blanco inmaculado, el porte es muy parecido al de la Amanita phalloides (Vaill.: Fr.) Link, de la que se considera prima hermana. Se puede confundir con ejemplares jóvenes de champiñones y también con la Amanita ponderosa Malenç. & Heim., el “gurumelo”, seta más robusta que rosea al contacto con el aire. Queremos recordar a los recolectores de gurumelos extremeños con poca experiencia, que en muchas de nuestras dehesas es frecuente encontrar las dos especies creciendo muy juntas con lo que debemos extremar las precauciones y observar bien las características de las setas recolectadas por muy conocidas que nos parezcan. Para obtener más información sobre estas dos amanitas blancas de primavera recomendamos al lector ver el texto de la Amanita ponderosa.

Amanita decipiens (Trimbach) Jacquetant.

 

Algunos micólogos diferencian una especie o variedad de idénticas características microscópicas y morfológicas que la A. verna, conocida como Amanita decipiens (Trimbach) Jacquetant, basándose principalmente en que, esta última reacciona positivamente a las bases fuertes, esto es que, poniendo una gota de sosa cáustica rebajada en agua sobre la cutícula, ésta se vuelve de color amarillo vivo, mientras que en A. verna esta reacción es negativa.

Nosotros no discutimos la existencia de dos especies o variedades distintas, pero basándonos en nuestra experiencia de campo tenemos que decir que aplicadas las mismas bases fuertes a dos ejemplares que crecían juntos, uno reacciona aparatosamente y vira al amarillo vivo, mientras que el otro simplemente sufre una quemadura en la cutícula sin presentar ninguna variación en el color como nos muestra la fotografía nº 6, en la que podemos ver que el ejemplar que está de pie tiene dañado el lado derecho del sombrero sin variar el color.