Collybia fusipes

Collybia fusipes (Bull.: Fr.) Quél.

 Gymnopus fusipes

 Image 

Descripción: sombrero de 4 a 6 cm de diámetro, al principio convexo, cónico-acampando, después aplanado, con un discreto mamelón; margen incurvado, ondulado, irregular. Cutícula lisa, mate, de color pardo rojizo, al envejecer con manchas más oscuras pardo herrumbre.

Láminas: separadas, anastomosadas, blancas con manchas pardo-herrumbre.

 Image 

Pie: largo, aplanado, ondulado, radicante, con estrías longitudinales bastante pronunciadas, de color blanquecino por arriba y pardo rojizo en la parte inferior, con la base muy oscura, fusiforme y muy enterrada en el sustrato.

Carne: escasa, dura, blanca de sabor y olor agradables.

Localización: frecuente, nace en otoño y primavera, crece cespitosa formando grupos de muchos individuos junto a tocones de alcornoque (Quercus suber), roble (Quercus pyrenaica) y castaño (Castanea sativa).

Comestibilidad: comestible de joven, solo el sombrero, el pie es muy fibroso.

Observaciones: Collybia fusipes es una especie muy frecuente en Extremadura, es fácil de identificar en el campo por su forma de crecer cespitosa, por su color pardo rojizo y sobre todo por su pie fusiforme y radicante con la base negra, que podemos observar al arrancar algún ejemplar.