Endogone flammicorona

Endogone flammicorona Trape & Gerdem

 

Descripción: carpóforo muy pequeño,de 0,5 a 1 cm de diámetro, subgloboso o tuberiforme con los ángulos agudos y restos de cordones miceliales en la base. Superficie lisa o irregular, al principio algodonosa, de color blanquecino cuando es joven y con tonalidades rosas al envejecer. Peridio delgado, no separable que se desvanece en los ejemplares maduros.

  

Gleba: formada por un aglomerado de pequeños gránulos, de color ocre-asalmonado que al cortarla normalmente segrega un látex pegajoso.

Localización: nace de forma hipogea y madura a final del invierno y a principios de primavera, crece solitario o formando grupos de pocos individuos enterrado a poca profundidad en suelos ácidos y ligeros, asociado con Fagus, Quercus, Pinus, etc.

  

Comestibilidad: sin ningún interés culinario.

Observaciones: Endogone flammicorona es muy parecido a Endogone lactifluacon el que ha estado confundido durante mucho tiempo y del que se diferencia básicamente por tener las esporas cubiertas por una capa formada por varios estratos de hifas enmarañadas, entrelazadas que le dan el aspecto de una corona flamígera envolviendo la espora, lo que da nombre a la especie. 

Los ejemplares de las fotografías que ilustran el texto fueron localizados durante la primavera de 2011 en un pinar con jara pringosa de Jarandilla de la Vera, Cáceres. Las especies del género Endogone son poco frecuentes en los bosques extremeños.