Myriostoma coliforme

Myriostoma coliforme (Dicks.) Corda

 

 Descripción: carpóforo  que nace enterrado, tiene forma globosa de hasta 4 cm de diámetro antes de abrir, al madurar emerge a la superficie y se abre en estrella con numerosas “patas” o lacinias no higroscópicas, esto es que no varían su forma aunque se mojen.

Endoperidio globoso de 3 a 6 cm de diámetro, con numerosos estomas o bocas circulares por donde expulsa las esporas; de joven tiene color plateado y al madurar predomina el marrón-parduzco.

El exoperidio tiene forma de estrella de varias puntas y de hasta 10 cm de diámetro.

 

Pie: no tiene. El endoperidio o parte superior y el exoperidio situado en la parte inferior  están unidos por varios pseudoestípites o pequeños pies con forma de columna.

Carne: o gleba, al principio carnosa y blanca, se vuelve polvorienta y marrón al madurar.

Localización: es poco frecuente. Fructifica normalmente de forma gregaria en suelos profundos con abundante humus o restos vegetales, tanto en campo abierto como en zonas ajardinadas. Suele aparecer desde finales del invierno hasta la primavera.

Comestibilidad: sin interés comestible.

Observaciones: Myriostoma coliforme es una especie única en su género, a pesar de su amplia distribución por el mundo y de que puede ser localmente muy abundante, está considerada en peligro de extinción, por lo que es aconsejable dejarla en el campo para que expulse todas sus esporas.

En el Boletín de la S.M. Extremeña-2009; los micólogos A. Mateos y C. Tovar, publican una amplia descripción de esta especie hecha sobre numerosos individuos de varias recolectas realizadas en zonas ajardinadas urbanas de Cáceres.