Pleurotus dryinus

Pleurotus dryinus   (Pers::Fr.) Kumm.

  

Descripción: sombrero de 4 a 12 cm de diámetro, carnoso, convexo, después aplanado; margen recurvado hacia abajo, con restos de velo general. Cutícula seca, mate, cuarteada-escamosa, tomentosa, primero blanca, después crema-grisácea.

Láminas: espaciadas, desiguales, de aspecto céreo, blancas a crema-amarillentas al envejecer, anastomosadas y muy decurrentes.

Pie: robusto, corto, duro excéntrico, estrechado en la base, provisto algunas veces de velo formando una zona anular junto a las láminas, es de color blanco a blanco amarillento.

Carne: dura, blanca, amarillea al envejecer, sabor dulce y olor agradable a hongo.

Localización: nace en otoño-invierno, es poco frecuente, suele aparecer aislado o formando pequeños grupos superpuestos, sobre árboles vivos del género Quercus principalmente.

Comestibilidad: comestible mediocre, pero solo los sombreros  de las setas jóvenes, después la carne se endurece. 

  

Observaciones: Pleurotus dryinus es una especie  que se caracteriza por crecer sobre madera,  es de color blanco y tiene el pie excéntrico, normalmente con un anillo más o menos marcado o con restos del velo en el margen y la cutícula escamosa de color gris; es difícil de confundir con otros Pleurotus.

Hongo raro y poco frecuente,  en Extremadura  solo se ve de forma ocasional. Los ejemplares que ilustran esta ficha fueron localizados por nuestro amigo el Dr. Prudencio París, creciendo sobre el tronco de un árbol vivo de Roble melojo (Quercus pyrenaica), en Jarandilla de la Vera (Cáceres).

 Por su rareza y escasez recomendamos no recolectarlo; en nuestra comunidad sería una especie a proteger.